Jugando por el país, todo puede pasar: Eliminaciones sorpresivas en los Juegos Olímpicos




La reciente eliminación de la número uno del mundo, Ashleigh Barty, en la primera ronda de Tokio 2020 no es la primera ocasión en la que un gran candidato a medalla queda fuera tempranamente de la competencia olímpica en el tenis. Jugadores de la talla de Jim Courier, Stefan Edberg, Serena Williams, Roger Federer y Novak Djokovic han caído de manera sorpresiva en unos Juegos, quedando fuera de la pelea por colgarse una presea. Estas son algunas de las eliminaciones más sorpresivas en los Juegos Olímpicos anteriores:


El cuadro masculino de Barcelona 1992:


La arcilla de Barcelona tenía a un claro favorito para el oro: El estadounidense Jim Courier, vigente bicampeón de Roland Garros. También habían otros jugadores de muchísimo renombre, como Stefan Edberg, Pete Sampras, Boris Becker, Michael Chang y Michael Stich y Guy Forget entre los ocho primeros sembrados. Ninguno de ellos llegó a los Cuartos de Final.


Courier cayó en Octavos ante el suizo Marc Rosset, a la postre campeón, mientras que Edberg, segundo preclasificado, se despidió en el debut tras una contundente derrota frente al ruso Andrei Chesnokov. De los ocho primeros cabezas de serie, solo Goran Ivanisevic llegó más allá de Octavos, colgándose el bronce tras caer con Rosset en semifinales.


Goran Ivanisevic - Atlanta 1996


En un cuadro que tuvo numerosas bajas, como por ejemplo, las de Pete Sampras, Thomas Muster o Marcelo Ríos, el medallista de bronce de Barcelona, Goran Ivanisevic, era uno de los candidatos al oro. Sin embargo, el zurdo, segundo sembrado, cayó en la primera ronda ante el sudafricano Marcos Ondruska por 6-2 y 6-4.


Marat Safin y Lleyton Hewitt - Sydney 2000


El ruso era el flamante campeón del US Open y principal favorito al oro. El segundo, una joven estrella local que iba ascendiendo constantemente en el ranking. Ambos quedaron eliminados en primera ronda. Safin fue sorprendido por Fabrice Santoro por parciales de 1-6 6-1 y 6-4, mientras que Hewitt cayó por un doble 6-3 ante Max Mirnyi.


Roger Federer - Atenas 2004 y Beijing 2008


El suizo llegaba como gran candidato al oro en Grecia, con títulos en Australia y Wimbledon que lo consolidaban como el mejor tenista del momento. Sin embargo, un dubitativo estreno ante Nikolay Davydenko hacía presagiar que no era invencible. Y así fue: Tomas Berdych lo derrotó por 4-6 7-5 y 7-5 en la segunda ronda, abriendo definitivamente la parte alta del cuadro, lo que aprovechó un tal Nicolás Massú.


En China, cuatro años más tarde, seguía siendo el número uno, pero con los días contados, debido a que Rafael Nadal ya tenía programado aparecer como el mejor del mundo a la semana siguiente de los Juegos. Fed se desquitó de Berdych en Octavos de Final, pero una ronda antes de la pelea por medallas, en Cuartos, fue sorprendido por el estadounidense James Blake, que lo venció por 6-4 y 7-6. Su consuelo fue colgarse el oro junto a Stan Wawrinka en el dobles.


Agnieszka Radwanska - Londres 2012


Luego de una gran Wimbledon, donde llegó a la final, la polaca llegó como gran candidata a colgarse una medalla un par de semanas después en el mismo césped sagrado. Sin embargo, la 'Ninja' no pudo pasar del estreno en el All England: Cayó por 7-5 6-7 y 6-4 ante la alemana Julia Goerges.


Novak Djokovic, Serena y Venus Williams - Rio 2016


No había otro jugador más candidato en la historia para colgarse una medalla de oro como lo fue Novak Djokovic en Río 2016. Pese a caer sorpresivamente en Wimbledon, el serbio había ganado los otros cuatro Grand Slam previos, además de dos títulos consecutivos tanto en Australia como el US Open, los Majors de cancha rápida. Todo era risas y bailes en la Ciudad Maravillosa, hasta que un periodista de ESPN le comunicó que su rival en el estreno era Juan Martín del Potro. Y la cara cambió con mucha razón: El argentino fue quien lo había dejado sin su segunda medalla de bronce en Londres 2012. Pese a que 'Delpo' no pasaba por su mejor momento tras retornar de su lesión a la muñeca, Nole sabía que era un rival que cualquiera querría evitar. En un dramático partido, la Torre de Tandil se impuso por un doble 7-6, con ambos jugadores abandonando la cancha con lágrimas en sus ojos.


Por su parte en el cuadro femenino, Venus, la mayor de las hermanas Williams, era la sexta preclasificada, recuperando su nivel y venía de llegar a la semifinal de Wimbledon. Sin embargo, cayó de manera sorpresiva en la primera ronda ante la belga Kirsten Flipkens por 4-6 6-3 y 7-5.


Serena, campeona defensora y que venía de ganar Wimbledon, se despidió en los Octavos de Final ante una joven Elina Svitolina, quien la derrotó convincentemente por 6-4 y 6-3. En dobles, las hermanas nunca habían perdido un partido en los Juegos Olímpicos, ganando el oro en Sydney 2000, Beijing 2008 y Londres 2012. Y la sorpresa fue enorme cuando cayeron en el debut ante las checas Barbora Strycova y Lucie Safarova, por 6-3 y 6-4.

25,693 vistas0 comentarios