La teleserie Djokovic: El número uno del mundo está retenido en Melbourne tras problemas con su visa



Luego de anunciar su viaje a Australia tras haber recibido una exención médica por parte del Gobierno del Estado de Victoria, el viaje de Novak Djokovic a Melbourne para disputar el primer Grand Slam de la temporada ha sido toda una teleserie. El país oceánico exige a todos sus visitantes cumplir con su esquema de vacunación antes de viajar.


Mientras Djokovic estaba volando con rumbo a Oceanía, se dieron a conocer detallas de que miembros de su equipo habían presentado un tipo de visa equivocada para ingresar a Australia, una que no le permitía entrar con una exención médica. La Ministra de Deportes del Estado de Victoria, Jaala Pulford, señaló en su cuenta de Twitter que el Gobierno Federal australiano había contactado al Gobierno Estatal en relación a la aprobación de la visa de Djokovic, a lo cual las autoridades de Victoria negaron un apoyo al tenista para buscar un visado, indicando que esto era un asunto federal.


En tanto, con el serbio aún en el aire, llegó a intervenir incluso el Primer Ministro australiano, Scott Morrison, quien indicó que Djokovic debía mostrar pruebas fehacientes que lo calificaran para aquella exención: "Estamos a la espera de la presentación de Novak Djokovic y que de las pruebas que proporcione para respaldarla. Si esas pruebas son insuficientes, no se le tratará de forma diferente a los demás y estará en el siguiente avión de vuelta a casa", fueron las duras palabras del jefe del Gobierno Federal de Australia.


Alrededor de las 09:30 de la mañana de Chile, 11:30 PM en Australia, el triple campeón defensor del Australian Open aterrizó en el aeropuerto de Tullamarine en Melbourne, siendo inmediatamente interrogado por oficiales de control fronterizo de Australia por más de una hora y media. Durante esta situación, el diario The Age reportó que una fuente dentro del gobierno federal indicó que habían dudas sobre si Djokovic fue capaz de proveer la documentación adecuada para probar las razones para su exención, lo cual debe ser presentado por las personas no-vacunadas, como es el caso del serbio, en el control. Siempre acorde a esta fuente, se indicó que la justificación para la exención médica había sido un test positivo de COVID-19 en los últimos seis meses, y no estaba claro si aquella prueba sería suficiente para garantizar su ingreso al país.


A medida de que las horas pasaban, muy poco se sabía sobre el paradero del veinte veces campeón de Grand Slam, pero con una sola certeza: Djokovic aún no abandonaba el aeropuerto. Alrededor de las 03:30 AM del jueves de Melbourne, 13:30 del miércoles en Chile, el padre del tenista serbio, Srdjan Djokovic, confirmaba al portal serbio B92 que su hijo estaba aislado, sin la posibilidad de comunicarse con su entorno, bajo custodia policial y sin acceso a su teléfono celular.


De momento, alrededor de las 06 AM de Melbourne, no han habido noticias sobre Djokovic en Melbourne. No obstante, el periódico Informer en Serbia, reporta que a través de la embajada del país en Australia, el gobierno del país balcánico estaría intercediendo para la liberación del tenista.


426 vistas0 comentarios