Tenistas provenientes de Los Ángeles deberán hacer cuarentena estricta en Melbourne




El contingente de jugadores que viajaron a Melbourne para participar del Australian Open desde Los Ángeles, California, fue informado durante la mañana (hora australiana) de este sábado que deberán hacer cuarentena estricta de 14 días luego de que se hayan detectado dos casos positivos de COVID-19 dentro del vuelo.


Los positivos son de Edward Elliot, coach de la estadounidense Lauren Davis, que había abordado el vuelo a Australia luego de entregar un PCR negativo tres días antes de viajar, y una azafata a bordo. Un total de 24 jugadores permanecerán aislados por dos semanas en el hotel.


En un correo que publicaron los latinoamericanos Pablo Cuevas y Santiago González, la organización, según el jefe de salud, determinó que todos los pasajeros del vuelo, incluyendo jugadores y acompañantes, deberán permanecer por 14 días en sus habitaciones de hotel.


Otros de los afectados son los argentinos Juan Ignacio Lóndero y Guido Pella, y este último ya habría sufrido un inconveniente similar en el US Open, cuando su preparador físico, compartido con Hugo Dellien, arrojó positivo en uno de los exámenes PCR (al final resultó ser un falso positivo), y tanto a él como al boliviano se les impidió su participación en el Masters 1000 de Cincinnati que se jugaba en la semana previa al Grand Slam en Nueva York.


La cuarentena preventiva impuesta por el Australian Open permitía a los jugadores salir por cinco horas de sus habitaciones con un acompañante cada día, para poder entrenar en uno de los tres recintos habilitados. Sin embargo, con estos casos positivos de COVID-19, ningún pasajero del vuelo podrá disfrutar de ese beneficio.

81 vistas0 comentarios