Un bronce que vale oro: Pablo Carreño deja sin podio en singles a Djokovic



Premio más que merecido para uno de los jugadores más constantes del circuito. El español Pablo Carreño jugó el partido de su vida para derrotar al número uno del mundo, Novak Djokovic, por parciales de 6-4 6-7 y 6-3 para quedarse con la medalla de bronce en el Singles Masculino en los Juegos Olímpicos de Tokio 2020.


Carreño sabía que Djokovic venía moralmente tocado tras una inesperada derrota frente a Sascha Zverev en semifinales, en un partido donde tuvo graves problemas con su servicio, el arma que lo llevó a ganar Wimbledon en esta temporada. Así, el español quebró en cero al balcánico en el quinto juego del primer set y continuó con esa presión sobre la devolución de Nole, que tuvo que salvar dos set points en el noveno game, que forzó al hispano a cerrar el set con su saque, cosa que logró.


En la segunda manga, ningún jugador dispuso de un punto de quiebre a favor, y es más, apenas hubo un deuce en el sexto juego, con Carreño al saque. Así, llegaron al tiebreak, donde el español arrancó con un miniquiebre a favor, pero perdió sus dos puntos de servicio, y Djokovic tomó una ventaja de 4-2 al cambio de lado. Sin embargo, el oriundo de Gijón se repuso e incluso llegó a tener un match point en 6-5, el cual el serbio salvó con un gran saque. Luego de un largo rally, donde Carreño se equivocó, Djokovic en vez de festejar airadamente como siempre lo hace tras salir de una situación complicada, solo miró al equipo serbio y apretó el puño, en una clara señal de lo muy diferente que era pelear por un bronce para él, en vez del oro.


Luego de dejar pasar un break point en el primer juego del tercer parcial, Djokovic lanzó su raqueta hacia las tribunas vacías, y tras ser quebrado de entrada y no poder recuperar la ruptura, destruyó una segunda raqueta contra el poste de la red. El serbio no pudo acercarse al sólido juego que proponía Carreño, y no tuvo chance alguna de romper de vuelta el saque de su rival. Finalmente, en el noveno juego, el español tuvo nuevas chances para asegurar su medalla de bronce, y a la sexta oportunidad en total, una pelota de Djokovic en la red le entregó la presea al hispano, que rompió en llanto tras su victoria.


Así, Carreño Busta derrotó al número uno y dos del mundo para asegurar una medalla para su país, mientras que Djokovic abandona Tokio sin ninguna medalla: Posterior a su derrota en individuales, se bajó del dobles mixto, entregándole el bronce a Australia.




255 vistas0 comentarios