• Gino Orbenes Espinoza

El calvario de Olya Sharypova, expareja de Alexander Zverev




Olya Sharypova, es una joven de 23 años que sostuvo una relación sentimental por 13 meses con el tenista alemán Alexander Zverev, a quien durante las últimas semanas acusó de maltrato físico y verbal.


En una entrevista concedida al medio Racquetmag, la expareja del jugador germano entregó detalles sobre los episodios de violencia de género que vivió en el noviazgo que inició en septiembre de 2018.


Sin especificar la fecha, recuerda que la primera agresión física ocurrió el año pasado. “Fue en Mónaco, en su apartamento. Me iba a ir porque tuvimos una pelea realmente grande. Estaba de pie en el pasillo y me golpeó la cabeza contra la pared. Me caí al suelo y se asustó y luego comenzó a mentir. Dijo que le pegué primero, que nunca lo había hecho”, rememora.


A finales de 2018, en un viaje realizado a Maldivas con amigos y familiares de Zverev, menciona que comenzaron las discusiones entre ambos. “Creo que no solo la violencia física es importante, también tenemos la violencia emocional. Pasé por ambos lados, físico y emocional. Todas las peleas físicas fueron por la violencia emocional”, relata.


En ese sentido, Sharypova profundiza sobre el maltrato afectivo que la apesadumbró desde que iniciaron los distintos tipos de agresiones. “Puedo leer muchos mensajes de personas que no conozco, que dicen que soy una puta, que soy una mala persona. Puedo manejarlo en las redes sociales. Pero no quiero escucharlo de la persona que amo. Fue muy difícil, era bastante tóxico, me decía: “No eres nadie. No ganaste nada en esta vida. Soy una persona exitosa, gano dinero, pero tú no eres nadie”, manifiesta.


En relación con las causas que originaban las diversas discusiones, la joven comenta que “una de las principales razones de nuestras peleas fue porque no le estaba prestando toda la atención que quería. Me hacía sentir culpable por pasar un buen rato sin él. Así que cuando estaba feliz sin él, me sentía mal, porque sabía que sería tóxico al respecto. Fue violencia emocional, no puedo decirlo de otra manera. Todas estas situaciones diferentes con violencia emocional y física, me hizo sentir que ya no quería vivir. Me despertaba todas las mañanas con la pregunta ¿por qué y para qué? ¿Sentir negatividad alrededor de mí todo el tiempo?”.


Incluso, cuenta que el entorno de Zverev le atribuía la responsabilidad en las derrotas que tenía el tenista en el circuito ATP. “Siempre me culparon de que la razón por la que compitiera mal era por mí. Yo fui la razón de todas sus pérdidas. Para él, yo era el motivo de todos sus problemas”, indica.


Además, afirma que intentó finalizar la relación en la semana previa al US Open 2019, lo que suscitó uno de los hechos más graves que recuerda. “No fue una pelea normal, fue realmente aterrador. Estaba gritando, y por eso me tiró sobre la cama, tomó una almohada y luego se sentó en mi cara. No pude respirar durante algún tiempo. Grité y comencé a correr”. Posteriormente, salió por la entrada trasera del Lotte New York Palace, lugar donde se hospedaban, y encontró ayuda en un amigo que estaba en la ciudad.


La última agresión, de acuerdo con Olya Sharypova, sucedió antes del desarrollo de la Laver Cup 2019, en Ginebra. “Estaba en una profunda depresión. Fue peor que todo lo que sucedió antes. Tuvimos otra pelea, y en esa pelea me dio un golpe en la cara por primera vez. En otras peleas me empujaba, me torcía los brazos, me ahogaba. Pero esta vez fue la primera vez que me golpeó. Realmente fue un infierno. Encontré insulina y me la inyecté. Sabía que, si eres una persona sana y te inyectas insulina, puedes morir. Solo quería irme de alguna manera, porque no podía soportarlo más”, detalla.


Cabe consignar que Alexander Zverev publicó un comunicado en sus redes sociales en el que negó las acusaciones efectuadas por Olya Sharypova.


© 2020 SÉPTIMO GAME.