El partido perfecto: A 15 años de la paliza de González a Haas en semifinales de Australia



Fernando González entraba a terreno desconocido en torneos de Grand Slam, luego de derrotar en Cuartos de Final del Australian Open 2007 a Rafael Nadal, número dos del mundo en ese entonces, jugando el mejor tenis de su vida. El Bombardero de La Reina enfrentaba en la semifinal al alemán Tommy Haas, uno que sabía de llegar a esta instancia en Melbourne. En el papel, un partido parejo, terminó siendo el partido perfecto de Mano de Piedra. A 15 años de aquel 6-1 6-3 y 6-1, repasamos los números de aquel encuentro.


González ganó los primeros once puntos del encuentro, para quedar 2-0 0-40 con el servicio del alemán, pero Haas ganó los siguientes siete para llegar a estar 2-1 0-30 sacando el chileno. Eso fue lo más cerca que el germano estuvo de quebrar en todo el partido.


Cero fueron los errores no forzados del entonces número diez del mundo en el primer parcial, conectando unos espectaculares 18 tiros ganadores (equivalentes a ganar cuatro juegos y medio), dos aces y una efectividad impresionante del 64% de puntos ganados con la devolución.


El primer error no forzado de Feña fue en el primer punto del segundo set, y cometió dos más en el quinto game. Esos fueron los únicos tres yerros en todo el encuentro. En la manga, bajó su producción de tiros ganadores a 13, pero conectó cuatro aces. Gonzo aprovechó el único break point del capítulo, producto de una doble falta de Haas.


Ya en el tercer set, donde nuevamente no cometió errores no forzados, González apenas jugó 15 puntos con su servicio. Ganó 12, y un cuarto de esos puntos ganados fueron aces. En ese capítulo, el chileno se anotó con otros 13 winners, para culminar el encuentro con la brutal friolera de 44 tiros ganadores.


Por otro lado, a lo largo del partido, Tommy Haas ganó 20 puntos con winners. Tan elevada cantidad para haber ganado apenas cinco juegos, demuestra que el nacido en Hamburgo no solo no jugó un mal partido, sino que fue completamente sobrepasado por González, que en aquella noche australiana estaba tres o cuatro peldaños más arriba que el otrora número dos del mundo.


Revisa los highlights de aquel inolvidable partido:




Foto: Phil Walter / Getty Images


2668 visualizaciones0 comentarios