Rafael Nadal y Novak Djokovic, dos históricos que buscan un nuevo título en Roland Garros



Roland Garros ya está a la vuelta de la esquina. Uno de los cuatro Grand Slams del año tendrá su arranque el próximo 30 de mayo y contará con la presencia de dos de los grandes tenistas de la actualidad y de la historia: Rafael Nadal y Roger Federer.


Esta competencia contará con una fase previa clasificatoria entre el 24 y 28 de mayo, posteriormente tendrá su arranque formal el 30 de mayo y hasta el 13 de junio, donde verá su final, en la que por supuesto, todos quieren a ver a los dos monstruos del tenis que ya fueron mencionados anteriormente.


En general, la edición de este año será completamente distinta. Para empezar, se retrasó el inicio una semana para poder tener un aforo limitado en las gradas del Stade Roland Garros, aunque no había una auténtica garantía de que la situación sanitaria pudiera mejorar. Parece que no habrá mayor problema al respecto.


Las principales medidas serán dar negativo a pruebas rápidas de detección del virus SARS-Cov-2, someterse a tomas de temperatura, utilizar cubrebocas en todo momento y mantener una sana distancia con respecto a otros aficionados, además de seguir todas las indicaciones por parte de las autoridades.


De acuerdo con diversos reportes, Novak Djokovic y Rafael Nadal son los dos grandes favoritos para ganar este torneo, su experiencia y la calidad que hasta hoy mantienen al ser el primer y tercer lugar, respectivamente, del ranking ATP.


“A pesar de ser un jugador de 34 años, Rafael Nadal ha logrado mantener un estilo de juego agresivo, con consistencia y buen juego de pies que le ayudan a tener velocidad y cobertura de pista. En general lo podríamos considerar un tenista de contraataque. Además, es el actual campeón del Grand Slam francés y no por nada es denominado el ‘Rey de la arcilla’, tiene 13 títulos en esta competencia”, explicó Yael Rueda, analista del portal casasdeapuestas.bet.


El caso de “Djoker” también es curioso, porque es el principal obstáculo de Rafa Nadal en la búsqueda de su campeonato 14 en Roland Garros. Con 33 años, el serbio viene de ganar su tercer Abierto de Australia consecutivo, noveno en total.


También es importante mencionar que busca revancha, porque en el ATP 1000 de Roma, el tenista español se coronó en la final sobre Novak Djokovic con parciales de 5-7, 6-1 y 3-6. Este juego fue la ocasión 57 en la que se enfrentaron durante sus carreras.


Es fantástico tener este trofeo aquí en Roma. Lo quería mucho este décimo título en Roma. Fue el primer título importante que conquisté (en 2005) y después de diez en Montecarlo, diez en París y diez en Barcelona, quería este”, expresó Nadal a los medios de comunicación después del partido.


La anterior ocasión que midieron fuerzas fue siete meses atrás, justamente en la lucha por el título de Roland Garros, donde Rafa Nadal le pasó por encima a Djokovic. En cuanto a su frente a frente, se han visto las caras dentro del tour de la ATP en 57 oportunidades, con saldo favorable al balcánico de 29 victorias y 28 derrotas.


En arcilla, la superficie favorita de Rafa, el historial es de 18-7, incluidos los últimos cuatro enfrentamientos que se quedaron en manos del español. En la arcilla del Foro Itálico, ya tienen nueve antecedentes y Nadal sacó la mejor parte con 6-3.


La rivalidad que han tenido estos dos tenistas ha ido incluso más allá de lo deportivo. Previo al Australia Open, Rafael Nadal le dejó un recadito a Novak Djokovic debido a que la forma de ayudar que el serbio ha tenido hacia la gente ha sido siempre de manera pública y no en privado, como el español considera que debe hacerse.


La realidad es que mantenerse en la cima de la ATP es lo que lo perfila como un serio candidato a ganar, pero se debe considerar que la carrera de “Nole” solamente tiene un título a nivel Major en tierra batida, territorio que Rafael Nadal sí domina.


Dominic Thiem es otro de los candidatos serios para ganar Roland Garros. Es verdad que no ha sido un año sencillo para él debido a algunas lesiones y otras dificultades físicas que lo han hecho reducir un poco el nivel, pero no se puede descartar que logre dar la gran sorpresa en este torneo y se ponga de tú a tú con cualquiera de los grandes.


El austriaco es el cuarto mejor tenista en el ranking de la ATP, además de que es el campeón vigente del US Open, una credencial más que válida para tenerlo en consideración; sus mejores actuaciones en Roland Garros fueron en el 2016 y 2017, cuando llegó a las semifinales de las dos ediciones, y 2018 y 219, cuando alcanzó la gran final sin tener éxito en la misión de quedarse el título.


72 vistas0 comentarios